News El resurgir del cine y porqué debería ser una llamada para las marcas

Pese a que muchos se aventuraron al decir que el cine tenía los días contados, las cifras han demostrado no sólo que se equivocan, sino que el cine vive un gran momento.

10 julio 2019

Industria del cine

Pese a que muchos se aventuraron al decir que el cine tenía los días contados, las cifras han demostrado no sólo que se equivocan, sino que el cine vive un gran momento.

La inversión publicitaria en el cine está aumentando

Los profesionales dedicados a gestionar la publicidad en las salas de cine coinciden en que las cifras están aumentando. Sin ir más lejos, en el tercer cuarto de 2018 la inversión publicitaria en el mundo del cine había aumentado en un 2,3 % según Advertising Association.

Curiosamente, una de las razones principales por las cuales las cifras de la publicidad en espacios cinematográficos están aumentando es por la bajo nivel de fiabilidad de las nuevas plataformas de publicidad.

En los últimos tiempos, gigantes de la publicidad como Facebook o Google han visto como su credibilidad caía, por la incesante preocupación en torno a la seguridad y su reputación como plataformas mundiales sólidas y totalmente fiables.

Todo el debate originado en torno a la transparencia y la honestidad en la publicidad ha jugado un papel importante a favor del cine como plataforma publicitaria.

Nuevos tipos de público en el cine

Hasta el momento siempre hemos asociado el público que acude al cine como los “cinéfilos” o todas aquellas personas que se consideran fan del cine.

Sin embargo, gracias a las súper producciones llevadas a cabo en la última década por Marvel (Vengadores) o Disney (Star Wars), una nueva generación está acudiendo fielmente al cine año tras año.

Es decir, a ese porcentaje de público que acude al cine con ganas de descubrir nuevas producciones por puro amor al cine, se le suma otro porcentaje muy fiel a ciertas productoras o sagas. El enorme éxito cosechado asegura que esa tendencia no sólo se mantendrá, sino que aumentará en el futuro.

Esta fuerte apuesta por el cine repercute positivamente en las cifras publicitarias, puesto que aseguran una gran afluencia de espectadores. Dicho público, además, es muy heterogéneo, asegurando así que diferentes empresas y marcas quieran apostar por el cine en su estrategia.

Algunas amenazas se están desactivando

Además, algunas amenazas que están rondando en el cine desde hace tiempo, están dejando de serlo. Se trata de las plataformas de streaming, de las cuales se dijo que acabarían con el cine. Con el tiempo, se está comprobando que el usuario percibe dichas plataformas y el cine como dos conceptos completamente diferentes y que una no afecta a la otra.

Finalmente, se está demostrando que la gran agraviada por estas plataformas es la televisión tradicional, ya que los usuarios cada vez están menos acostumbrados a no poder elegir qué contenidos ver y cómo verlos. Por su parte, el cine ha conseguido no solo defender su espacio, sino aumentarlo, con su respectiva repercusión en las cifras publicitarias.

El cine ofrece las mejores garantías a los anunciantes

Además, la publicidad en internet se está encontrando cada vez más con usuarios que deciden bloquear los anuncios mediante aplicaciones diseñadas específicamente para ese propósito. En este sentido el cine consigue una atención asegurada del público hacia los anuncios.

Los diferentes estudios apuntan a que un 71% de los usuarios se sienten bombardeados por la publicidad y aproximadamente un 39% instala aplicaciones de bloqueo de anuncios en sus dispositivos. Pese a ello, la población de entre 16 y 35 años tiene una relación de afinidad con ciertas marcas y valora positivamente los anuncios en el contexto adecuado.

El cine ofrece una experiencia única a los anunciantes, puesto que es posiblemente el único medio que asegura la total atención de los usuarios hacia los anuncios.