News 6 Tendencias en tecnología para eventos 2020

La tecnología está muy presente en seminarios, conferencias y en el mundo de los eventos empresariales. Estas son las principales tendencias para 2020 que no debemos perder de vista.

27 febrero 2020

B2B World

La tecnología está muy presente en seminarios, conferencias y en el mundo de los eventos empresariales. Estas son las principales tendencias para 2020 que no debemos perder de vista.

  1. La sostenibilidad cobrará protagonismo en los eventos

A la hora de abordar la sostenibilidad, los pequeños gestos como facilitar puntos de reciclaje ayudan, pero se necesita un punto de vista mucho más general para abordar uno de los temas que serán tendencia en 2020.

Las medidas de sostenibilidad han pasado de ser un plus a ser una necesidad. Los asistentes esperan que el evento cuente con un sistema que garantice que su huella de carbono sea mínima, puesto que de lo contrario sentirán que son parte de una organización que no apoya una causa que sin duda irá a más en 2020.

La tecnología es uno de los mejores aliados que puede tener la sostenibilidad, ya que de mano de la innovación llegarán muchos avances que permitirán lograr los objetivos de realizar eventos menos perjudiciales para el medio ambiente. Además, asociar aquello que promocione el evento con una organización sostenible y responsable es un punto extra que hará obtener mejores resultados a los organizadores.

  1. La identificación por radiofrecuencia permitirá recabar información de los asistentes

Hasta ahora, lo normal en los eventos era obtener datos de los asistentes antes y después del evento. La tecnología de la identificación por radiofrecuencia (RFID) permitirá recabar información durante el evento, conociendo qué presentaciones, actividades o reuniones interesan más a los asistentes.

La tecnología RFID funciona mediante unas etiquetas que son capaces de almacenar y de transmitir información. Gracias a ello, la tecnología RFID permitirá a los planificadores crear experiencias más personalizadas. Mientras, las marcas que participen en los eventos y los inversores tendrán mejores datos sobre el retorno de su inversión.

  1. El 5G todavía no tendrá gran relevancia en los eventos

Mucho se está hablando últimamente de la tecnología 5G y del impacto que tendrá su llegada en cuanto a la planificación y el desarrollo de los eventos corporativos. El 5G supondrá aumentar exponencialmente la velocidad de los móviles 4G, con todas las ventajas que eso conlleva.

Pese a que todavía se trata de una incógnita, la llegada del 5G seguramente sea el empujón para la presencia de la tecnología de inteligencia artificial en los eventos. Además, supondrá el fin de uno de los mayores problemas a los que se enfrentan los organizadores: la falta o el mal funcionamiento del WIFI, puesto que el 5G conseguirá que los dispositivos móviles rindan a un gran nivel independientemente del WIFI del que se disponga.

  1. Las aplicaciones con identidad corporativa ganarán protagonismo

Las aplicaciones forman parte del día a día de todos los usuarios, desde las plataformas de e-commerce hasta cualquier software posee una aplicación propia. La pregunta es, ¿por qué en los eventos deberán ser diferentes?

Los eventos más vanguardistas ya ofrecen aplicaciones que ayudan con la agenda, la comunicación, el engagement, en incluso con acciones sorpresa con las que el asistente no contaba.

En 2020, se verá evolucionar a las aplicaciones desde un simple recurso más, como toda una herramienta de engagement.

  1. Las experiencias y la creatividad serán clave para el éxito

Las experiencias en 2020 serán una mezcla de creatividad, tecnología y asociación con diferentes entes para producirlas.

Pero la gran novedad es que los planificadores deberán tener un punto de vista creativo en todas las áreas del evento, no solo en lo referente a las experiencias. En concreto, se aportará un toque de creatividad al contenido del evento, el espacio y la tecnología.

  1. La seguridad seguirá siendo crucial

La seguridad es tan importante que se considera el factor más importante a la hora de seleccionar el espacio en el cual se celebrará el evento. Al fin y al cabo, la seguridad de los asistentes es responsabilidad de los organizadores.

Pero la seguridad no debería quedarse ahí, debe estar presente antes y durante el evento, ya que es necesario predecir cualquier posible problema y tener un plan de actuación para afrontarlo.

La tecnología puede ayudar en este aspecto mediante sistemas de software que permitan reunir todos aquellos aspectos determinantes para la seguridad del evento. Además, se debe involucrar a todo el equipo y no reducirlo al equipo o responsables de seguridad.